fbpx

Jorge Gomez P

Inicio Jorge Gomez P

El engaño de la ‘superación personal’

El engaño de la ‘superación personal’Por: Jorge Gómez Pinilla

 

Son tres las modalidades mediante las cuales millones de personas son sometidas a engaño colectivo en la sociedad actual: la religión, la política y la ‘filosofía’ de la superación personal.

El alcalde de Bucaramanga y sus 20.000 casas de papel – (Por: Jorge Gómez Pinilla)

El alcalde de Bucaramanga y sus 20.000 casas de papel - (Por: Jorge Gómez Pinilla)Esta columna es producto de la sorpresa —por no decir asombro— que me produjo ver al abogado y politólogo antioqueño Gilberto Tobón, ampliamente conocido por sus radicales posiciones contra la corrupción y la politiquería, la tarde del 20 de Julio en un evento de claro tinte político titulado La segunda independencia, cuyo propósito fue promover el lanzamiento del pastor cristiano Ricardo Parra a la alcaldía de Floridablanca y el del alcalde de Bucaramanga, Rodolfo Hernández, a la Presidencia de la República.

Leónidas SÍ, Rodolfo NO – Por: Jorge Gomez P

Leónidas SÍ, Rodolfo NO – Por: Jorge Gomez PTengo una amiga que admira a Rodolfo Hernández y dice que escuchándolo a él comenzó a interesarse en la política. Con ella sostuve en días recientes este diálogo:

La “bodega” uribista de Claudia López – Por: Jorge Gómez Pinilla

La “bodega” uribista de Claudia López – Por: Jorge Gómez PinillaEl primer campanazo de alerta lo dio Óscar Jahir Hernández en Bucaramanga el pasado 8 de agosto, con una columna para Vanguardia titulada ¿Paramilitares en el gobierno de Héctor Mantilla? Allí, en su remate dijo esto: “Señor Mario Camacho Prada, ¿Qué está haciendo el “contrahacker” Carlos Escobar en el apartamento 11-09 de la Carrera 25 No 18-39 de Bucaramanga?”. (Ver columna).

Álvaro Gómez Hurtado y los exabruptos de la Fiscalía

Álvaro Gómez Hurtado y los exabruptos de la FiscalíaEditorial El Medio Magdalena.

 

Después de un proceso electoral difícil, lleno de imprecisiones, ataques e insultos, el país se encuentra con heridas abiertas, decepciones y un ambiente de incertidumbre y preocupación de lo que puede pasar con el nuevo gobierno.

¿Quién le pone el cascabel a Zapateiro? – Por: Jorge Gómez P

Eduardo Zapateiro

Cuenta la fábula infantil de un gato que tenía aterrorizados a “unos ratoncitos que habitaban la cocina de una casa”, hasta que uno de ellos tuvo la brillante idea de ponerle un cascabel al temible felino para que, cuando se moviera, el sonido les avisara y se pusieran a salvo. Pero vino la pregunta que les frustró el plan: ¿quién le pone el cascabel al gato?

Colombia, ¡la alegría ya viene! – Por: Jorge Gómez P

Colombia, ¡la alegría ya viene! - Por: Jorge Gómez P

A Yéssica Teherán, inspiradora de esta columna.

En consonancia con países del Cono Sur como Chile y Argentina, en noviembre de 2019 Colombia vivió un estallido social que fue el resultado de un descontento masivo, por cuenta del desgobierno nacional. En una serie de marchas tan creativas como combativas, compuestas más que todo por jóvenes, el país les recordó a sus dirigentes que venían con voz propia y dispuestos a usarla.

El Gobierno de Iván Duque sí es ilegítimo – Por: Jorge Gómez P

El Gobierno de Iván Duque sí es ilegítimo – Por: Jorge Gómez PEstoy convencido de que el modo en que Iván Duque se hizo -o lo hicieron- elegir presidente fue ilegítimo, y en busca de probarlo parto de unas palabras que él mismo pronunció para Semana TV el día que cumplió dos años al frente de la Presidencia de la República.

“Uribe es un pirómano muy peligroso” – Por: Jorge Gómez P

“Uribe es un pirómano muy peligroso” – Por: Jorge Gómez P

El título de esto va entrecomillas porque es parodiando la columna de Felipe Zuleta del domingo pasado, aquí en El Espectador, titulada “Petro es un pirómano muy peligroso”. (Ver columna).

Arias – Santrich: paralelo polarizador para lelos – (Por: Jorge Gomez P.)

Arias - Santrich: paralelo polarizador para lelos – Por: Jorge Gomez P. La última columna de María Jimena Duzán (La marioneta banal) brinda claridad sobre la catadura ética, moral y criminal de alias ‘Jesús Santrich’, pero no resuelve el gran interrogante: ¿por qué desde que se desapareció no ha abierto la boca? (Ver columna).