Bienvenido a BVirtual 

La burbuja: la crisis nos obligó a reinventarnos

La burbuja: la crisis nos obligó a reinventarnosPor: Dennis Flórez Lizcano

 

Podemos llamarla crisis o recesión, la realidad es que nos tocó y nos sigue tocando a todos los barranqueños.   Nuestra burbuja explotó y no estábamos preparados para ello.

 

Los últimos 4 años —para todos aquellos que vivimos y convivimos en el puerto petrolero— han sido cruciales para entender que nuestro “caballito de batalla” no puede ni podrá seguir siendo la industria petrolera, y vaya que nos costó entender que “no podíamos depender únicamente del petróleo”; se cerraron empresas, se perdieron empleos, se perdieron vidas, incluso se acabaron familias porque el dinero siempre pone a prueba el amor. Pero lo bueno de esta crisis es que nos convirtió en resilientes.

 

 

La crisis nos obligó a reinventarnos

 

Cada día son más los países dependientes del petróleo que se suman a la iniciativa de diversificar sus economías, de reinventarse, un ejemplo es el segundo país árabe más rico; Kuwait, quien se propone transformar en un “centro regional de negocios”, se propone no depender del petróleo.

 

Desafortunadamente la tendencia mundial dista mucho de lo que nos venden y seguimos creyendo, seguimos aferrados a un sueño y una ilusión que el gobierno nacional nos vende y revende en cada periodo legislativo.    Con el PMRB, durante los últimos años, nos han manipulado las necesidades de nuestra ciudad para lograr sus cometidos, ahora debemos aceptar el fracking si queremos modernización, hasta cuándo?

 

 

¿Hasta cuando seguiremos dejándonos explotar?

 

Llegan, nos usurpan y se van, vivimos en un constante círculo vicioso, desde el descubrimiento de América —y hoy en pleno siglo XXI— seguimos siendo colonia, seguimos dependiendo de las grandes coronas, cada vez con diferentes nombres, pero siempre repitiendo, a perpetuidad, el patrón una y otra vez.

 

Pero nuestro territorio es mucho más que petróleo, es un territorio con un potencial agroindustrial.    La ubicación geoestratégica de Barrancabermeja la convierten en un “centro logístico nacional”, se llega por agua, por aire y tierra, contamos con el puerto IMPALA, una de las anclas de logística del rio Magdalena, el cual se proyecta en recibir alrededor de 150 mil contenedores al año, una vez esté en el 100% de su operación.  Una ventaja competitiva para nuestra ciudad.

 

En este orden de ideas nuestra ciudad estaría recepcionando una cantidad considerable de materia prima que sería transformada en otra ciudad de nuestro país, en lugar de repetir el patrón, de ver llegar e irse,   ¿por qué no tomamos las riendas y desarrollamos emprendimientos que se enfoquen en la transformación de dicha materia prima y de igual forma sean las empresas logísticas de nuestra ciudad quienes se encarguen de la distribución de los productos?

 

Es aquí donde los barranqueños debemos ver un potencial de desarrollo económico, apostándole a emprendimientos innovadores y competitivos.   Nuestra ciudad cuenta con una excelente mano de obra calificada y no calificada que lograría una amplia cobertura de los perfiles requeridos por las empresas especialistas en el campo de la logística y la transformación.

 

Pero dar grandes saltos en la economía requiere de un aliado estratégico llamado Estado, en nuestro caso debemos hacer un llamado al gobierno Municipal quien deberá propender por el aseguramiento de la contratación de no solo nuestra mano de obra calificada y no calificada sino además de la contratación con nuestras empresas proveedoras de bienes y servicios comprometidas con el desarrollo de la economía local. Así mismo es deber del Estado apoyar las iniciativas de innovación y desarrollo de la región.

 

El segundo, pero no menos importante, es transformar nuestro lenguaje por uno regionalista, proteger y defender lo nuestro, creamos y apoyemos lo nuestro, apoyemos nuestras empresas locales, apoyemos a nuestros amigos en sus ideas de emprendimiento, compremos en nuestra ciudad.

 

Es una realidad que cuando compramos en nuestra ciudad dinamizamos nuestra propia economía, el dinero circularía por nuestras manos y con ello solventaríamos nuestras propias necesidades.

 

Cuando compramos aquí en Barrancabermeja, les estamos agradeciendo a todos y cada una de las personas que nunca han dejado de creer en que “toda crisis nos transforma y nos convierte en seres más sabios”.    Nuestra amada Barrancabermeja necesita de ese empoderamiento de todas y todos para fortalecer nuestra economía.

 

En nuestras manos está el poder dejarles a las futuras generaciones una ciudad prospera y con oportunidades para todas y todos, pero sobre todo para los que orgullosamente somos barranqueños.

 

xxx xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

DENNIS FLOREZ LIZCANO es una habitual columnista de BARRANCABERMEJA VIRTUAL.  Puede ser contactada en el correo electrónico: Dennisflorezl@hotmail.com

 

Este artículo también lo puede leer en BVirtual “la nueva forma de escuchar radio” – para instalar la aplicación: Para Androide – dar click aquí  – Para Iphone – dar click aquí

 

 

Le puede interesar:  A todas estas, ¿qué está pensando el Partido liberal?

 

Le puede interesar también: Ecopetrol seguirá siendo de todos los colombianos

 

Le puede interesar también: Ante tanta injusticia… un buen abogado

 

Le puede interesar también:  A propósito de Venezuela

 

Le puede interesar también: En Barrancabermeja, arranca año electoral 2019 

 

Para leer más noticias de Barrancabermeja y el Magdalena Medio pueden dar click aquí

Comments

comments

Categories