Inicio El Medio Magdalena (Editorial) Desamparados

Desamparados

medioEditorial El Medio Magdalena

La situación de inseguridad va escalando en la ciudad a niveles insostenibles y se está convirtiendo en el dolor de cabeza diario de todos y cada uno de los ciudadanos. las cosas están tan criticas que casi cada semana se escucha a través de los medios de comunicación que las autoridades locales y departamentales realizan un consejo de seguridad para analizar la situación y tomar medidas, pero lamentablemente todo sigue igual o hasta peor porque no se ven los resultados de la acción estatal.

La cuestión es bastante complicada porque la inseguridad no solo se refiere a un factor de violencia sino a la suma de varios, la ciudad está siendo atacada por crímenes como el raponazo, robo callejero a mano armada, asesinatos selectivos, amenazas, entre otros realizados por delincuencia común, delincuencia organizada y bandas criminales en una mezcla explosiva que tiene cada día más acorralados a todos los habitantes de la ciudad.

Lamentablemente esta no es una nueva situación, la ciudad viene afrontando una creciente inseguridad desde hace varios meses, especialmente con aumento de robos de toda modalidad, y las diferentes autoridades no han sido capaces de afrontar esta problemática dando resultados para la comunidad.

El más grave efecto ha sido el de la pérdida de confianza de la gente hacia sus autoridades, pues se siente que estas son incapaces de disminuir la criminalidad llevando a situaciones de toma de justicia por propia mano como lo han registrado varios medios de comunicación donde personas del común intervienen en la captura de criminales alrededor de la ciudad.

Y lo peor es que tanto el gobierno local como las fuerzas armadas parecieran desconocer esta situación de inseguridad y desconfianza, y  a menudo se refugian en la disminución de varias variables estadísticas pero la percepción y la realidad de inseguridad en la municipalidad aumentan, es claro que no han medido variables como la no denuncia de hechos delictivos como los robos callejeros que es un referente de la inseguridad reinante en toda la ciudad.

La ciudadanía reclama resultados rápidamente y no mas referencias estadísticas que no dan tranquilidad a nadie. Es momento que el alcalde municipal como encargado de la seguridad ciudadana implemente acciones dentro de una política coherente, integral y seria que pueda afrontar y cambiar la actual situación. Es claro que lo que la administración municipal y la Policía han hecho hasta el momento, lo que sea porque nadie sabe a ciencia cierta que han hecho las autoridades, no ha funcionado así que se necesita enfrentar la situación de otra forma que sea efectiva antes de que se sigan presentando más tragedias y pérdidas entre los ciudadanos. Es claro que mientras aumenta el pie de fuerza de la policía o se instalan mas cámaras o llegan mas CAI móviles pueden pasar semanas o hasta meses y la gente de Barrancabermeja no puede seguir esperando que eso suceda, lo que claro indica que se necesita una acción estatal rápida y efectiva que disminuya la inseguridad que se siente y se vive en el municipio.

Es momento que los gremios económicos, los partidos políticos y las organizaciones sociales y comunitarias requieran del gobierno municipal y departamental resultados en materia de seguridad, evitando que se siga dilatando la situación y que el daño a la sociedad siga incrementándose. La ciudadanía demanda que no solo se cuide la infraestructura petrolera sino que se proteja la vida, honra y bienes de todos, priorizando los seres humanos sobre los tubos y maquinas, y no es discurso es un reclamo social justo que debe ser escuchado y atendido por el Estado a todo nivel.

La responsabilidad del alcalde municipal Elkin Bueno y del gobernador del departamento Richard Aguilar, así como de los altos mandos de la Policía y de las fuerzas armadas, es de dar seguridad a una población que cada día se encuentra más indemne frente a los criminales que hacen de las suyas por toda la ciudad a cualquier hora y sin ningún tipo de respuesta estatal efectiva, los ciudadanos reclaman seguridad y hasta el momento no se ha respondido efectivamente a este clamor.

Comments

comments

Artículo anterior¡Manito…. colabooree!
Artículo siguienteCasabe – Animalada