Un fin de semana en Barrancabermeja

Un fin de semana en BarrancabermejaEditorial El Medio Magdalena

 

Al llegar un fin de semana a Barrancabermeja es posible disfrutar de una ciudad única, que combina la industria y el medio ambiente, en un ambiente tropical donde el agua es el principal protagonista, permitiendo ver en cada rincón del lugar como,  el rio, las ciénagas y los caños conviven con torres y estructuras industriales, viviendas y edificios, en una combinación única.

 

Si llegas un viernes en la tarde es posible aprovechar y dirigirte a la ciénaga Miramar y disfrutar un atardecer único con la refinería de fondo y la escultura del Cristo Petrolero que parece surgir de las aguas para consagrar el espejo que refleja los últimos rayos del sol.

 

Después de ese espectáculo es necesario reponer fuerzas, y en especial líquidos, así que es indispensable recorrer el barrio el Recreo donde encontraras una variada oferta gastronómica y podrás disfrutar cualquier clase de bebida que ambientara cualquier conversación.

 

El sábado en la mañana puedes iniciar el día con el mejor desayuno que puedes encontrar en la plaza de mercado Central o en la de Torcoroma, donde en medio del ambiente ajetreado del comercio se puede disfrutar de un tamal y jugo de naranja, todo fresco y servido como siempre se ha hecho desde hace 50 años, eso si, las porciones son abundantes, especiales para grandes apetitos.

 

Después de cargar energías es indispensable conocer el Museo del Petróleo, ubicado a unos 20 minutos del casco urbano y en el corregimiento El Centro, lugar donde inicio la actividad petrolera del país.

 

El museo del Petróleo es la oportunidad para conocer más de como inició y cómo ha evolucionado esa actividad en el país. Además en el trayecto podrás ver directamente la operación petrolera, los conocidos localmente como machines, los instrumentos de extracción del crudo y que están a simple vista al lado de la vía.

 

De regreso puedes comer algo en alguno de los lugares de comidas rápidas ubicados en el sector del Parque a la Vida, lugar de referencia en el puerto petrolero.

 

Luego no puedes dejar de pasar el día sin antes ir a donde El propio, un reconocido lugar donde podrá probar el famoso milo, bebida celebre en Barrancabermeja y que no solo refresca sino que recargará energía para ir a disfrutar del atardecer al puente que une los departamentos de Santander y Antioquia, comunica con el municipio de Yondo, y donde es posible ver la espectacular puesta del sol sobre el rio Magdalena, la refinería y el puerto petrolero, una vista única en el país.

 

En la noche es posible disfrutar un poco de la vida nocturna en los alrededores de la cancha de futbol del barrio la Floresta, zona donde se ubican bares y es el actual sitio de entretenimiento nocturno de moda en la ciudad.

 

En la mañana y después de la rumba es indispensable regresar a la ribera del rio Magdalena para acercarse al Paseo del Rio y allí poder disfrutar comida típica, preparada y servida por cocineras con la sazón ribereña, y si se llega lo suficientemente temprano hasta ver a los pescadores y agricultores del territorio descargando sus productos.

 

El sancocho de bagre es el plato más apetecido después de la rumba nocturna.

 

Después de este inicio es indispensable conocer el corregimiento el Llanito, a unos 25 minutos, es un pueblo de pescadores que creció sobre la ciénaga el Llanito y donde podrá disfrutar de un paseo en canoa o en bote pequeño por el cuerpo de agua, entrar en contacto con la naturaleza y apreciar de cerca la riqueza ecológica.

 

De regreso en los diferentes restaurantes típicos puede apreciar la comida local donde el bocachico es el pescado protagonista, que con sus varias preparaciones le permitirá disfrutar la gastronomía y los sabores locales.

 

En la tarde, es indispensable conocer el Hotel Pipaton, reconocido patrimonio arquitectónico local, donde podrás relajarte en la piscina antes del viaje de regreso.

 

Barrancabermeja es única, recorrer su mezcla de máquinas, torres, tubos, ciénagas, ríos y costumbres ribereñas encanta; es una joya única dispuesta a ser descubierta y redescubierta, con atractivos naturales e industriales que en pocos lugares se encuentran tan cerca.

 

El calor y el sol dan el sello que hace especial una visita al puerto petrolero, invitan a aprovechar cualquier oportunidad para charlar al amparo de cualquier bebida fría y que es posible conseguir en cada esquina de la ciudad.

 

Para conocer el Magdalena Medio la puerta de entrada es Barrancabermeja, un destino en sí mismo y a la vez la ventana para conocer la ribera central del Magdalena.

 


Este artículo también lo puede leer en BVirtual “la nueva forma de escuchar radio” – para instalar la aplicación: Para Androide – dar click aquí  – Para Iphone – dar click aquí

 

 

Le puede interesar: El antipersonaje del año 

 

Le puede interesar también: El año que estaremos en peligro

 

Le puede interesar también: ¿Estamos ante una Ecopetrol hipócrita con Barrancabermeja?

 

Le puede interesar también:  Pongo mi vida en esta causa: “La comisión de la verdad”

 

Le puede interesar también: El periodismo colombiano corrió peligro en el 2018

 

Para leer más noticias de Barrancabermeja y el Magdalena Medio pueden dar click aquí

 

Comments

comments

Categories