Bienvenido a BVirtual 

Crimen y percepción

Crimen y percepción Por: Darío Echeverry Jr.Por: Darío Echeverry Jr.

 

Hay algo que está cada vez más extendido en todo el territorio nacional y es la percepción de inseguridad, cada día en todo el país la gente manifiesta su temor a ser afectado por el crimen, en especial el atraco callejero que es tal vez el principal delito en el país en sus diferentes modalidades, el más combatido y el más difícil de erradicar.

 

Pero lo peor del asunto es que cada robo genera un efecto sobre la ciudadanía, agudiza la percepción de inseguridad, lo que ocasiona que se incremente la incertidumbre y sobretodo la desconfianza en las instituciones.

 

Y para hacer más difícil la situación, no se entiende claramente las razones del mismo y se aplican unas medidas que evidentemente no han logrado el impacto necesario porque ni se acaba con el fenómeno ni se logra reducirlo suficientemente.

 

Las razones que explican el porqué del crimen son varias y complejas en sí mismas, se podría plantear que la pobreza no genera crimen, pero si lo hace la inequidad, la falta de oportunidades, la impunidad y el crimen mismo.

 

La inequidad es un aliciente al crimen, cuando individuos no logran satisfacer sus necesidades básicas de salud, educación, vivienda, empleo, entre otras cosas, se va generando terreno fértil para el desarrollo de actividades delictivas.

 

La falta de oportunidades de recreación, educación media y superior, empleo se convierten en estímulos negativos para muchos individuos que terminan por optar por aquellas actividades que si les ofrecen opciones asequibles.

 

La impunidad es un factor fundamental, cuando el crimen no es sancionado ni legal ni socialmente, esto termina por incitar a que se sigan cometiendo este tipo de comportamientos por la falta de acción del aparato policivo y judicial en contra de los criminales.

 

Finalmente, la existencia de criminales y estructuras criminales representan un riesgo a la sociedad, no solo por su actuar, también por su potencial reclutador y por el ejemplo a otros individuos.

 

En este contexto habría que replantear la forma como se busca disminuir la delincuencia y el crimen, para disminuir la percepción de inseguridad, reducir la incertidumbre ciudadana y aumentar la confianza en las instituciones.

 

Para esto se necesita fortalecer la justicia, en términos de una mayor efectividad del modelo retributivo (eficacia judicial, cumplimiento estricto de penas, etc.) y de implementación del modelo restaurativo (rehabilitación del delincuente, compromiso social, etc.).

 

También es necesario mejorar el acceso a la educación media y superior, mas fuentes de empleo, acceso a servicios básicos (salud, vivienda, etc.), recreación y entretenimiento, entre otras cosas.

 

Esto no es nuevo, se ha dicho muchas veces, pero no se ha logrado en especial por la dificultad de articular y coordinar el trabajo entre las instituciones del Estado, y entre este mismo y la sociedad.

 

Dejarles solo a las entidades operativas como la Policía o la fiscalía la solución al problema del crimen, no solo es no resolver el problema, sino que el mismo se agudice en el tiempo.

 

 

Este artículo también lo puede leer en BVirtual “la nueva forma de escuchar radio” – para instalar la aplicación: Para Androide – dar click aquí  – Para Iphone – dar click aquí

 

 

Le puede interesar: Las 15 cosas que usted debe saber de la PTAR

 

Le puede interesar también: Sí hay pruebas en contra del “primer damo”

 

Le puede interesar también: Poder es querer

 

Le puede interesar también: El populismo laboral de Iván Duque

 

Le puede interesar también: Uribe – Duque: un gobierno bipolar

 

Para leer más noticias de Barrancabermeja y el Magdalena Medio pueden dar click aquí

 

Comments

comments

Categories