Cuidado con los falsos líderes

Cuidado con los falsos líderesPor: Julio Sánchez Lizarazo

 

Ahora es común encontrar “los defensores de la ética”, “los guardianes de lo público», «los vigilantes de la moral», que no solo pontifican, sino que sentencian y condenan con una facilidad pasmosa a aquellos que no son de sus afectos, o a sus contradictores políticos.

 

Estos nuevos «custodios del bien» callaban hace unos años frente a lo que sucedía o simplemente miraban hacia otro lado, pero como los tiempos cambiaron —y no para su beneficio— se han convertido en «acérrimos celadores» de lo que para ellos es lo bueno.

 

Esta «camarilla de vigilantes» usa cualquier excusa para violentar la dignidad de las personas.  Sin dudar, descalifican y condenan, se olvidan del debido proceso y las garantías procesales, no les importa pues para esa «gavilla» solo importan sus juicios, que son finales y totales.

 

Su lógica no tiene fallas, sus sentencias irreprochables, pareciera que tienen «la verdad revelada».  Verdaderos sicarios de la honra y la dignidad de las personas.

 

Lo peor de todo es que estos «pendencieros» tiran la piedra y esconden la mano, se agazapan en miles de excusas y son incapaces de reconocer que solo le sirven a sus intereses y no al bien común.

 

Se aprovechan del morbo social, lo alimentan, pero cuando se ven señalados «se indignan» en un ejercicio de hipocresía propio de su carácter.

 

Es momento de rechazar ese comportamiento, no se puede tolerar que se lancen condenas bajo pretextos, una cosa es criticar con argumentos y otra muy distinta «sentenciar sin razones».

 

No se puede «llamar a la unión» discriminando a aquellos que nos agradan o con los cuales no concordamos.

 

No es útil solo dialogar con los aliados, o fomentar la división y el odio para combatir el resentimiento. Ejercicio inútil ese que hacen las pobres mentes que avivan el fuego y luego se lamentan por los abrazados.

 

La hipocresía de algunos es tal que juegan a la «doble moral», posan de «líderes y conciliadores», hablan de honor, dignidad y valores, persiguen el dialogo, pero al mismo tiempo «hacen de juez, jurado y verdugo», sentencian y condenan, pisotean la honra, irrespetan la condición humana y excluyen a los que piensan diferente.

 

Esos falsos liderazgos están esperando engañar a la comunidad para su beneficio, lo hacen ahora con sus declaraciones revestidas de afirmaciones incompletas y verdades a medias, para posar de «guardianes de la verdad y el bien», pero solo engañan y mienten.

 

Hay que prender las alarmas de aquellos que —aprovechándose de los medios— propagan sus falsedades para sembrar incertidumbre y poder ganar beneficios electorales.

 

No los vamos a permitir, cuidado con los «falsos líderes».

 

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

 

JULIO SÁNCHEZ LIZARAZO, líder social, actual presidente de la Junta de Acción Comunal del barrio Las Playas.

 

 

Este artículo también lo puede leer en BVirtual “la nueva forma de escuchar radio” – para instalar la aplicación: Para Androide – dar click aquí  – Para Iphone – dar click aquí

 

 

Le puede interesar: Una tramposa y dañina elección de Contralor

 

Le puede interesar también: Dormir bien y tal vez…

 

Le puede interesar también: Parece que para ‘el que diga Uribe’, no es ‘lo que diga Uribe’

 

Le puede interesar también: Juego de Roles

 

Le puede interesar también: Yo le digo no al fracking en Colombia

 

Para leer más noticias de Barrancabermeja y el Magdalena Medio pueden dar click aquí

Comments

comments

Categories