En está ocasión SÍ hay por quién votar

En está ocasión SÍ hay por quién votarEl próximo 27 de mayo se realizará la primera vuelta de las elecciones para escoger presidente de Colombia, donde 6 candidatos se disputan ese derecho.

 

El próximo presidente de la republica deberá afrontar grandes retos como son el post conflicto, el control de cultivos ilícitos, la creciente corrupción, la crisis de la justicia, el cambio climático y el manejo de una economía bajo esos nuevos parámetros que haga crecer al país y reduzca la enorme desigualdad social que hoy presenta Colombia.

 

El reto para cualquiera que resulte ganador es inmenso y de seguro necesitará de la participación de todos los sectores de la sociedad para salir adelante en su gestión.

 

En medio de una confusión total generada por la ambigüedad en la forma como se maneja la información actualmente en Colombia, a una semana de las elecciones todo está por definirse, las diferencias entre lo que vive el país real en las calles (plazas públicas) y en las redes sociales, contrasta  —en forma diametralmente opuesta—  con lo que los medios de comunicación tradicionales pretenden imponer a la ciudadanía desde sus trincheras mediáticas.

 

Después del 27 de mayo, dependiendo de los resultados electorales, habrá que replantear o no la credibilidad en los medios tradicionales, la ciudadanía no puede seguir pasando por alto y olvidando rápidamente ‘los grandes errores en pronósticos’ que, en cada elección reciente, estos medios realizan.   Durante las últimas elecciones, no se sabe si intencionalmente o no, las empresas encuestadoras han fallado estrepitosamente al informar los pronósticos al punto  —inclusive—  de llamar al engaño y la manipulación a la información electoral que suministran diariamente.  Ese tipo de situaciones se deben corregir, advierten diversos analistas electorales en Colombia.

 

GUSTAVO PETRO es, sin lugar a dudas, el candidato que más genera pasiones; economista de profesión ha desarrollado un gran discurso el cual ha sabido llevar a cada rincón del país, sus mayores fortalezas son sus propuestas económicas y de educación que transmite con éxito en la plaza pública y en los debates, su debilidad se presenta al no haber podido despejar los temores y dudas en un amplio sector de la sociedad, en especial la clase empresarial e industrial del país, que lo ve como “una amenaza” a la propiedad privada y que atenta, de esa manera, con el éxito de sus propuestas económicas, las cuales necesitan especialmente de este segmento del sector empresarial para tener éxito.

 

Otro factor en contra es el manejo de las relaciones internacionales con los tradicionales socios del país, a los que su ‘discurso agrícola’ apunta como potenciales clientes y en donde sus políticas no son bien recibidas.

 

Según las redes sociales Gustavo Petro podría ganar en primera vuelta y es el candidato que más concentra población en las manifestaciones públicas, sin invertir grandes sumas de dinero, algo que hace aún mucho más sobresaliente su actuación en plaza pública.

 

De no poder resolver sus debilidades, su triunfo se vería opacado por una inclemente oposición de parte de los sectores económicos muy fuertes dentro y fuera del país, que podrían generar una inestabilidad general a su gobierno, afectando las relaciones comerciales y políticas del país y generar una crisis institucional y comercial.

 

SERGIO FAJARDO, doctor en matemáticas, es un exitoso profesor que fue alcalde de Medellín y gobernador de Antioquia, centra su discurso “en la educación y la lucha contra la corrupción”, ha conformado un equipo de colaboradores que sobresalen por ser catalogados dentro de sus respectivas actividades como los mejores.

 

Se describe como un ‘político de centro’, muy moderado a la hora de emitir conceptos, ha sido duramente criticado por sus detractores al punto de catalogarlo como “un político sin posiciones claras, medias aguas”, incluso generando desconfianza en sectores radicales que lo acompañan.

 

Una gran debilidad que Fajardo ha mostrado en algunos debates, donde ha sido muy criticado por la aparente falta de preparación, cuando en medio de los mismos no sabe responder cosas que debería saber en temas fundamentales de su discurso como “la educación y el medio ambiente”.

 

Actualmente es uno de los candidatos, según las redes sociales, con más opción para ir a segunda vuelta, su crecimiento electoral en los últimos días ha llamado la atención de los expertos que no lo descartan de ningún pronostico.

 

IVÁN DUQUE, abogado de profesión, es el candidato escogido por el senador Álvaro Uribe Vélez como candidato presidencial del Centro Democrático.

 

Duque es un joven de 41 años, que saltó a la vida pública después de haber sido elegido senador del Centro Democrático en una ‘lista cerrada’ hace 4 años, su mayor fortaleza parece ser su edad y su apariencia física, que lo catalogan según expertos en publicidad como “un producto fácil de vender”.

 

Salvo el apoyo irrestricto que recibe de su partido y de las firmas encuestadoras ‘uribistas’ que lo ubican como el virtual ganador y fijo para pasar a segunda vuelta, prácticamente el candidato de Álvaro Uribe no tiene mayores realizaciones por mostrar.

 

A pesar de su juventud, Duque se presenta “con el discurso más tradicional y anticuado de todos en contienda”, sus constantes cambios de posición en temas controversiales como la dosis mínima o el matrimonio igualitario han despertado dudas entre los sectores más reaccionarios del Centro Democrático, sin embargo, su sostén es el abnegado apoyo que recibe del senador Álvaro Uribe Vélez.

 

Este apoyo, que para algunos es una fortaleza, para otros es un problema, especialmente porque proviene de un personaje acusado de múltiples delitos, con más de 300 investigaciones en su contra, los cuales lo tendrían al borde de perder la libertad si su protegido Iván Duque no llega a la presidencia de la república.

 

Iván Duque se reunió en Brasil con el asesor político Duda Mendonça, a quien los corruptos de la empresa Odebrecht le pagaron US $ 1,6 millones de dólares para sumarse a la campaña presidencial del Centro Democrático.  Algo que en cualquier país lo tendría en la cárcel, en Colombia lo tiene al borde de ser elegido presidente de la república, según las encuestas, que muchos califican de ‘uribistas’ como quiera que los gerentes y propietarios de esas firmas encuestadoras simpatizan con los postulados ideológicos de Álvaro Uribe.

 

GERMÁN VARGAS LLERAS, ex vice presidente de Juan Manuel Santos se presenta como ‘la continuidad del gobierno actual’, recorre todo el país ‘sacando pecho’ por las maravillas, según él, realizadas con dineros públicos durante este gobierno, las cuales sin el menor recatado asegura, “son suyas y las hizo pensando en ser reconocido y elegido en este justo momento”.

 

Vargas Lleras controla toda la burocracia oficial, ha sido duramente criticado y denunciado en redes sociales por “obligar a contratistas y empleados públicos para que asistan a sus eventos proselitistas”.

 

Desde varios sectores políticos lo han acusado de “manejar la Fiscalía General de la Nación, donde su subalterno en Cambio Radical, Néstor Humberto Martínez Neira es actualmente el fiscal general de la nación para obligar a los políticos regionales, presionados por investigaciones y procesos penales que aún no se han definido, a que apoyen también su candidatura a la presidencia de la república”.   Aunque de lo anterior no hay pruebas, solo los testimonios  del senador Armando Benedetti en ese sentido, lo cierto de todo esto es que en la provincia, muchos de los políticos duramente cuestionados por corrupción y parapolítica —incluso con órdenes de capturas vigentes—  hoy “están redimidos” con sus procesos sospechosamente archivados, mientras dirigen y coordinan la campaña de Vargas Lleras por todo el país y sus opositores políticos —por el contrario— víctimas de procesos judiciales orquestados desde la fiscalía.

 

Por la anterior razón muchos analistas políticos coinciden en señalar que “Vargas Lleras representa la corrupción y la ineptitud de Juan Manuel Santos más la maldad de Uribe”.  El gran pecado de Vargas Lleras“ser el causante de la demora en la aprobación de la JEP, que ocasiono que las FARC fueran a las elecciones sin haber sido juzgados”.

 

Su mayor debilidad es aparentemente su mayor fortaleza, aunque maneja a su antojo la llamada ‘mermelada santista’, el desprestigio y la impopularidad de este gobierno, el desastre en infraestructura y obras públicas, el descalabro económico y la gran corrupción que lo rodean, lo tienen marginado  —a pesar de ser el ‘candidato consentido’ de los grandes medios de comunicación y el que más invierte dinero en la campaña hacia la presidencia—  a lugares secundarios con lejanas posibilidades de pasar a segunda vuelta.

 

HUMBERTO DE LA CALLE, candidato del partido Liberal, es el mayor en edad de los candidatos en disputa, sin embargo, “maneja el discurso más joven y esperanzador del debate”.

 

Distinguido por su protagonismo en la construcción de la Constitución 91, sin lugar a duda el evento político más destacado a finales del siglo pasado, y con su participación como jefe negociador de los Acuerdos de Paz con las FARC, lo catapultan como “el estadista más destacado de Colombia en los últimos 25 años”.

 

Con una trayectoria impecable, llena de éxitos en difíciles tareas en las que fue encomendado durante su vida pública, Humberto de la Calle conoce el país, tiene las soluciones, la paciencia y el tacto que se necesitan para el transito que implica el post conflicto, hoy es el responsable de haber sometido a las FARC y de haberlas desarmado.  Con Humberto de la Calle emisario de la paz nos encontramos con un hombre ecuánime con su pensamiento y su discurso.

 

Muy popular en redes sociales, ha sido maltratado por las ‘encuestas uribistas’ que hoy no lo tienen como favorito a pasar a segunda vuelta, sin embargo, su discurso esperanzador y conciliador, su conocimiento del país, de sus problemáticas y soluciones lo mantienen como la mejor opción para elegir como presidente.

 

De la Calle representa la experiencia, el conocimiento y la sabiduría para sacar adelante al país, exitoso en su gestión pública, sería el presidente perfecto para consolidar la unidad que necesita la consolidación de la paz.   Alejado de los extremos se presenta como la gran salvación para Colombia.

 

Su lunar, el bajo porcentaje que registra en las ‘encuestas uribistas’ que generan incredulidad en su triunfo el próximo 27 de mayo y lo alejan de los pronósticos de una victoria presidencial.

 

JORGE TRUJILLO, pastor evangélico de poca figuración en medios y redes sociales, podría ser una sorpresa electoral toda vez que las iglesias cristinas en Colombia hoy en día, manejan un importante grupo de seguidores.

 

Muy poco se sabe de su trayectoria y de la capacidad que pueda tener para gobernar un país con tantos problemas y dificultades como el nuestro, sin embargo, esa combinación de ‘religión y política’, jamás ha sido considerada como sana.

 

 

Este artículo también lo puede leer en BVirtual “la nueva forma de escuchar radio” – para instalar la aplicación: Para Androide – dar click aquí  – Para Iphone – dar click aquí

 

 

Le puede interesar: Hay que liquidar a FERTICOL ya

 

Le puede interesar también: Los nexos de Vargas Lleras con la corrupción

 

Le puede interesar también: Muchas gracias, doctor De la Calle

 

Le puede interesar también: Por eso estamos tan jodidos

 

Le puede interesar también: Las cosas que debemos saber de Ferticol.

 

 

Para leer más noticias de Barrancabermeja y el Magdalena Medio pueden dar click aquí

 

 

Para visitarnos en Facebook favor dar click aquí

 

Comments

comments

Columnistas